martes, 22 de diciembre de 2015

Mc Laren M8B (1969) - GMP 1/18

El poderoso 7 litros McLaren M8A de 1968 fue el primero de la serie que dominó CAN-AM por cinco años, conducido por McLaren, Hulme y Revson
Bruce McLaren ganó el título de Can-Am en 1967 y 1969, mientras que compañero de equipo Denny Hulme ganó en 1968 y 1970, para salvar algo de la angustia de equipo, pues ese año Bruce moría en pista probando un M8D.





Partiendo del M8A, y con mínimos cambios en 1969 se desarrolla el M8 Especificación B, el que más tarde se describiría como el coche más acertado del equipo. El spoiler trasero integrado fue eliminado y reemplazado por un alerón montado alto arriba, los arcos de rueda delantera se cortaron detrás para ayudar a extraer el aire por debajo de la nariz, y un motor de carrera corta y gran cilindrada, adaptación también del de 1968, ahora con 7046 cc y 630bhp.
Entonces, qué podemos decir de un coche que domina una temporada de 11 asaltos (la temporada más larga de la historia del Can-Am), llegando primero en todas?
Notable record de perfección deja en la memoria este M8B de McLaren, naranja, acuñado y con un alegre Big Block de Chevrolet como impulsor.
No sólo Bruce McLaren y su compañero Denny Hulme ganaron todas esas carreras, sino que largaron en todas desde la pole.

Una grilla típica típica en 1969, con McLaren (4) y Hulme (5) en la pole position. 


Pero, qué hizo tan bueno al M8B?
Francamente, no tanto el coche sí mismo como el equipo detrás de él.
El neozelandés Bruce McLaren, no solo un conductor ganador de F1 e ingeniero de sonido, sino que supo construir un pequeño, ambicioso, eficiente y ajustado equipo que trajo consigo a norteamerica los conocimientos y la intensidad de la F1.
Unos pocos rivales construyeron autos tan rápidos como McLaren (en 1969 estos incluían a Ferrari y Holman Moody) pero ninguno pudo mantenerlos funcionando rápidamente hasta el final de las carreras.




La Miniatura

El modelo que representa a este emblemático auto (en este caso el #5 conducido por Denny Hulme) es de la firma yanqui GMP, y tiene unos cuantos años encima pues se lanzó a principios de los 2000, pero aun hoy las fotos demuestran que puede hacer alarde de una gran calidad de manufactura además de, claro, a estas alturas ser una rareza pues su tirada fue limitada.




Como condimento extra, es de esos modelos no buscados, de hecho me lo crucé en un stand de la exposición anual de AutoClasica de 2010, suelto, sucio, sin su caja y con algún faltante como un espejo y uno de los brazos de sostén del alerón, cosas que repuse fabricándolas artesanalmente.


Hoy dia, y más aún luego de repasar su exitoso palmarés al escribir esta breve reseña, forma parte de ese pequeño grupo de modelos que destaca del resto por ese valor agregado que le aportan su origen poco habitual y la cuota de cariño del nuevo propietario para ponerlo nuevamente en valor y posarlo junto a otros símbolos de los años dorados del automovilismo deportivo.



















21 comentarios:

  1. Muy bueno, gran auto y mejor miniatura aun.
    Como sucedía en esos años un coche podía perdurar, con algunas modificaciones, por varios años manteniendo su competitividad (miren sino el McLaren M23 de F1 o el Lotus 72).
    Tengo de Minichamps el M8A de 1968:
    http://juanhracingteam.blogspot.com.ar/2013/06/206-mclaren-m8a-chevrolet.html
    Dicho sea de paso, debes cambiar la fecha en el título, ya que como bien dices en la entrada, este auto es de 1969.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Juan! Y coincido con lo de la durabilidad de estos prototipos, aparte no había la tecnología que hay ahora para hacer grandes desarrollos en poco tiempo.
      Ya actualicé el título, se me había pasado, gracias de nuevo!
      Abrazo!

      Eliminar
  2. ¡ Cómo me gustan los autos de carrera con los alerones "de repisa" , bien altos , y las cornetas de los carburadores bien visibles y apuntando al cielo !
    No es un laburito para hacer con frecuencia , pero qué bien que se pueda ver el motor porque es una obra de arte . Está todo : las mangueras de silicona de la nafta , los cables , los radiadores del aceite , la batería , la caja .
    Ciertamente , haberle podido dar una segunda vida lo vuelve más preciado . ¡Excelente!

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Respecto a los chirimbolos visibles es lo que hablábamos en tu blog el otro dia, estas cosas llaman la atención precisamente por eso, en cambio ves un Le Mans de hoy y es aburridísimo, lo mismo en los autos de calle.
      La verdad que fue un acierto haberlo levantado, ya ahora es prácticamente inconseguible.
      Gracias, un abrazo!

      Eliminar
  3. El Buby! El Buby!
    Si bien lo más jugoso de la historia deportiva de este auto estuvo en Norteamérica, para nosotros los argentinos de medio siglo esta más bien ligado a la tradición juguetera de Mahler.‎
    El modelo es una delicia, el color naranja expone los trazos rectos y planos, resaltando las aperturas para piloto, motor y los guardabarros delanteros extendidos (me encanta el efecto visual pero jamás tuve idea del objeto de ese perfil, gracias por explicar).
    Párrafo aparte para la restauración, fuerte ese aplauso!‎

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto! el Buby, faltó la foto junto al chiquitín, siempre me pregunté qué hacía ese auto dentro de un catálogo 100% de autos nacionales y de calle, se ve que su fama llegó hasta aquí en esos años.

      Eliminar
    2. nones, te cuento.
      luego de que el TC evolucionó en SP,
      el SP "con techo" evolucionó a las barchettas, de las cuales el Berta fue la máxima expresión.
      en medio de tanta barchetta, a alqún argentino (no recuerdo nombre) se le ocurrió traer un mclaren para desarmar y clonar con ligeros cambios según demanda.
      así fue que hubo un (o unos, no lo tengo claro) mclaren que en vez de tener motor chevrolet como el original tuyo,
      tenía motor ford como el de buby.

      Eliminar
    3. Buen punto ese del motor no me habia dado cuenta, y lo del prototipo nacional no lo sabía. Igualmente sigue siendo una rareza ese autito, por que solo ese y no por ejemplo un berta tambien?

      Eliminar
    4. Exacto, Formisano copió los McLaren; acá la historia:
      http://sportprototipoargentino.blogspot.com.ar/2014/06/mc-laren-formisano-ford-f15-1971.html
      ¿Por qué un McLaren y no un Berta?
      Porque el McLaren seguramente ya estaba hecho en escala...
      Son todos iguales estos fabricantes!

      Eliminar
    5. También tuve el inexplicable Mc Laren de Buby. Era una miniatura preciosa. La diferencia con éste era que en el sector trasero no tenía esas rejillas sino los dos huecos cuadrados, como uno de los que se ve en las fotos de los reales.

      Eliminar
    6. Es cierto, la zaga del Buby es con esos agujeros cuadrados no lo recordaba.

      Eliminar
  4. Es lo que uno recuerda de cuando era un chavalito sobre los coches de carreras, pero traído al presente y con todos los detalles!

    Y qué gran marca era GMP!! (creo que ya no existe).

    Creo que tú y el modelo tuvísteis un encuentro muy afortunado, él revivió y tú lograste tener una codiciada pieza.


    Saludos y Feliz Navidad!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal cual Antonio, fue un acierto haberlo encontrado y adoptado, pues hasta ese momento no le habia prestado atencion ni al modelo ni a la marca. Saludos!

      Eliminar
  5. Maravilloso Chevi Julian, una verdadera joya hecha en miniatura.

    A disfrutarla


    Felices fiestas


    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pau! igualmente para tí, felicidades!
      Abrazo!

      Eliminar
  6. Fabuloso. No parece ni tantito que haya sido rescatado o adoptado como dices e imposible distinguir las piezas repuestas. Gran trabajo, felicitaciones y por el auto también.

    Saludos !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Eddie, por suerte no estaba roto sino sucio y con algun faltante, una buena lavada y lustre más un par de piecitas repuestas y otra vez como nuevo!
      Saludos!

      Eliminar
  7. Excelente miniatura. Y excelente trabajo de restauración, no se notan para nada los arreglos, está espectacular!
    Saludos y felicidades!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Diego, el espejo a mi gusto no quedó todo lo prolijo que hubiese querido, en cambio lo otro salió mejor.
      Saludos y felicidades también!

      Eliminar
  8. Y lo podemos declarar en este momento espejista matriculado apto para SP.
    Pensé en el Buby ni bien empecé a leer pero cuando vi las fotos del modelo ni valía la pena insistir con ese recuerdo, que bueno que sea naranja, mi color preferido para autos de competencia, pero mejor el hallazgo y puesta en valor, separa la mera compra a la acctividad del coleccionista en toda su gloria, la búsqueda, el hallazgo, el regateo (85, 100, 2000 y Weekend me imagino!) la restauración y la presentación entre pares de todo el periplo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y dele con el regateo! Ni que fuera el gordo de "el precio de la historia"!! Gracias por el cumplido por lo de los espejos, al menos una de cal y otra de arena!

      Eliminar